Son eventos muy dinámicos que tienen un doble objetivo: por un lado, ofrecer a 80 o 100 niñas la oportunidad de conocer a 8 o 10 voluntarias, mediante mesas de speed networking en turnos de 10 minutos. Las niñas, sentadas en grupos de 10, permanecen en sus mesas, y son las voluntarias las que, cada 10 minutos, van rotando de mesa. Así, en un espacio de dos horas aproximadamente, las niñas tienen la oportunidad de tener conocimiento de un buen número de profesiones ejercidas por diferentes mujeres role model. Por otro, este tipo de eventos cumplen el objetivo de dar visibilidad y publicidad a la campaña.